En el campo de acción en red surgen nuevas concepciones e interpretaciones del espacio y del tiempo. Simultáneamente, ligado a la era de la escasez de  recursos naturales, surgen cuestionamientos alrededor del aprovechamiento y puesta en marcha de las funciones de los recursos intercomunicacionales de la red y el exceso de información.

Ambas concepciones del espacio y del tiempo, sugieren una continuidad y sincronía tecnofuncional. Mientras el espacio se extiende y el territorio geográfico se desdibuja, el tiempo se comprime, se recobra, al menos en el empeño porque éste sea un maximizador de los esfuerzos en red. Sin embargo, las acciones en la red no son dinámicas, las prácticas de flujo del tercer entorno, de información, de sistemas tecnológicos, las comunidades en crecimiento, se están excediendo en volumen, extendiendo y ocupando más espacio de lo que se disponen lugares o plataformas para que ésta información se intercomunique. Es como cuando se explotan los recursos naturales, no se les dá una importancia estratégica para protejérlo, se contaminan y luego escasean. Así mismo los sistemas tecnológicos de información y comunicación (TIC) se malgastan y no evolucionan.
En la red hay una carencia de estrategias de comunicación y distribución donde la práctica activa y encuentro de esta sociedad del conocimiento genere modos colectivos que se incrementen, pues estos son los únicos que no se agotan, ni caducan, ‘el conocimiento es una entidad evolutiva’ y la comunicación una plataforma de entendimiento y lenguaje común.
Todo esto lo llamo inteligencia en red, el contribuir a un desarrollo y evolución de los recursos para que sean transformados en conocimiento. Comprimidos en una plataforma, facilitarían una continuidad y un mayor entendimiento de los contenidos, hasta permitirían una participación pública.

nuevas ideas acerca de la energía.
Cómo economizar el espacio y maximizar el tiempo para esta sociedad del conocimiento en la red? Así como cuando viene al caso la creación de energía alternativa en el campo ecológico, en la red se hace necesario ahorrar la información y comprimir su espacio de acción donde es comunicado y distribuido. Un ahorro. La tarea de la comprensión de ese exceso en el ‘tercer entorno’, es la creación de plataformas alternativas, organizativas, archivísticas, inteligentes y ampliamente desarrolladas. Un análisis del New York Times acerca del ahorro de energía, se refiere a una solución “de la generación a la conservación”, respecto a la abundancia de recursos y desgaste de los mismos.

de la comunicación expandida y necesaria.
Los recursos de interconectividad deben expandir su campo y tiempo de acción y los recursos informacionales, reducirse. Cómo obtener rentabilidad simbólica, la explotación inteligente de la información y sacar su máximo aprovechamiento? El sistema tecnocomunicacional y de información ha de ser un sistema en pro del mantenimiento de la sociedad del conocimiento y de ubicar unos límites que equilibren la existencia de sectores hipertecnificados y enfoquen sus esfuerzos en los impulsos del desarrollo comunicacional y del conocimiento. La riqueza no se vería reflejada necesariamente en la abundancia de estos recursos, más si en el buen uso de éstos.

http://cultura-abierta.blogspot.com/2011/02/semana-1-el-nuevo-marco-tecno-social.html

Advertisements

Welcome to WordPress.com. This is your first post. Edit or delete it and start blogging!